Homenaje a Federico García Lorca

Los homenajes a los poetas españoles se suceden últimamente de forma trepidante: el año pasado a Miguel Hernández, éste, a Federico García Lorca y el que viene... ya veremos. No está nada mal rendir tributo a tan grandes creadores, sin embargo, una especie de instintivo rechazo parece brotar cuando tales conmemoraciones están programadas, dirigidas y reguladas a toque de corneta institucional. Es, valga el ejemplo, lo que pretende la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía con sus disposiciones normativas para que los centros escolares de la comunidad programen tales actos "obligatoriamente" durante el presente curso académico con relación al poeta granadino. Sin embargo, no siempre un acto institucional tiene que ser frío y forzado. A veces, y de manera excepcional, en esos marcos pomposos para el lucimiento del estrellato político puede aflorar la más profunda y sentida emoción. Sobre todo si la persona que protagoniza la ceremonia trasciende el formalismo de tales eventos y nos habla con sencillez y sentimiento sobre la poesía y la creatividad artística. Tal es el caso del conmovedor discurso pronunciado por el canadiense Leonard Cohen al recibir días atrás el merecidísimo premio Príncipe de Asturias.

No perderé tiempo en glosar una declaración de tan hondo e íntimo calado; simplemente dejo aquí abajo la ventana abierta para que quien desee un baño de profunda sensibilidad se sumerja en las sentidas palabras del maestro Cohen. A través de ellas se rinde un sincero y personal tributo a Federico García Lorca, nuestro último homenajeado, pero también a la música y la poesía española en un sentido amplio. Les aseguro que merece la pena dejarse arrastrar por tan emotivo discurso (una transcripción íntegra del mismo, aquí):


Es más que probable que muchos alumnos y alumnas ignoren la contribución musical y literaria de Lenard Cohen. Como puede apreciarse en el acto celebrado en Oviedo ya es una persona mayor y por ello, presumiblemente, alejada de los gustos estéticos de la gente joven. No obstante, también desde aquí puede accederse a una somera información sobre este singular creador que, como él afirma en el discurso precedente, encontró en la poesía de Lorca la voz para expresar su propia inspiración poética. Mejor y más rendido homenaje que esta declaración, imposible. Naturalmente, no podíamos dejar pasar este artículo sin oir al propio Cohen. De todas sus poemas musicados selecciono la versión realizada sobre el "Pequeño Vals Vienés", una extraña creación del poeta granadino y que, en su profunda y grave voz, alcanza una dimensión que, francamente, impacta. El vídeo inferior quizás no sea el más logrado desde una perspectiva estética pero ha sido elegido porque incorpora tanto el texto original, en inglés, como la traducción al castellano:



El repertorio de músicos y cantantes que han versionado los poemas de García Lorca es impresionante. Lenorad Cohen es uno más entre otros muchos: Sabina, Serrat, Camarón, Morente. Valga como botón de muestra el poema "Herido de amor" en la preciosa voz de Ana Belén.


Para finalizar este artículo, puesto que nos hemos referido al deseo de la administración andaluza de programar actos de homenaje a Lorca en los centros escolares durante este curso académico, incluiré un videomontaje realizado en su día por un alumno del IES "Andrés Pérez Serrano" de Cortes de la Frontera. A ver si el personal discente de nuestro centro se anima y sigue tan espléndido ejemplo:



No hay comentarios:

Publicar un comentario